Ayudándole (?) a la Copa Colombia

En estos tiempos en que Junior no da para escribir mucho más de lo que ya se ha escrito, descomprimimos el ambiente (?) del blog, para pegarle una ayudadita a la Dimayor a hacer un poquito, un poquitico, menos soporífera la extensísima primera ronda de la Copa Colombia.

Claro, dirá la Dimayor que con tan pocas categorías (por tanto, pocos equipos) con respecto a otros países, un sistema de eliminación directa sería muy corto, aunque para quien escribe es el sistema ideal. Una primera ronda de cuatro partidos entre los ocho peores de la B, para que con los clasificados queden 32 equipos, y enganchen dieciseisavos de final de una. Serían 12 jornadas entre semana, por las 14 que existen actualmente. La diferencia está en que son solo 70 partidos, por los 126 (!) partidos que incluyen el actual sistema, casi la mitad.

Este es el torneo de los 126 partidos, de ellos 96 de primera ronda. Demasiado.

Me imagino que puede decir la Dimayor que más fútbol es mejor. Pero no lo creo. Especialmente si juegan los suplentes y tiene menos cobertura que los debates de los diputados de Casanare, y menos interés que una maratón de fin de semana del Boletín del Consumidor (?). Muchos partidos tienen asistencias de menos de 1000 personas, y solo transmiten un partido por jornada más o menos, digamos uno por cada jornada entre semana; serían 14 partidos de 126, el 11,11% (!) apenas de partidos transmitidos. Y en primera ronda se transmiten 6 partidos de 96, el 6,25%. Nada. Entre otras cosas, sugeriría a la Dimayor que permitiera la transmisión de los canales regionales. Siquiera desde eliminación directa (como para que no se justifique porque son duelos regionales), y siquiera cuando jueguen de visitante (Telecaribe pasa a los equipos de la Costa cuando jueguen de visitante, Teleantioquia a los suyos, y así).

Mi imagino que puede decir la Dimayor que por respeto a su patrocinador no pueden reducir el número de partidos. Pero como escribí dos párrafos, 70 no son pocos. Y el patrocinador, a diferencia de, pongamos, la Copa de la Liga inglesa que cuenta con patrocinador diferente a la Premier, es el mismo de la liga. Además, como dije, la cobertura no es tanta como para representar suficientes impresiones de la marca de un producto.

Ha sido queja de todos, Dimayor incluida, que el calendario internacional no ayuda. Pero la Dimayor tampoco ha colaborado. La “prostituída” fecha de clásicos (¿Junior – Caldas? Por favor…) es una jornada de más. En el ejemplo de la eliminación directa, reduces dos fechas más. Empieza a cuadrar más. Y siendo eliminación directa, las fechas son más manejables en mi opinión. Aunque el gran problema sigue siendo el apabullante desinterés de esta fase.

Don Jorgito. Mucha cara de confíen en que tomo las mejores decisiones no tiene mucho (?)

Ahora bien, tenemos propuestas para la Dimayor, si les gustan las primeras fases con grupos. Pregunte por lo que no vea. Recordemos que la intención es hacerlo un poco más atractivo.

PRIMERA RONDA SIN SIEMBRAS EN SEGUNDA
Supongamos que por cosas de la vida los equipos clasificados a Libertadores dicen “hombre como no vamos a jugar primera ronda, ni más faltaba, pero no pongan tantos partidos llave”. Si tal nivel de gallardía (?) apareciese acá, creyese yo que el sistema ideal serían doce triangulares. Esto serían seis fechas, con la ventaja de que, al ser grupos de equipos impares, los equipos juegan cuatro partidos, con dos fechas de descanso. El calendario se puede acomodar para que no haya cruces en semanas de participación internacional: es decir, de acuerdo a la programación de Libertadores, esa semana de partido internacional le tocaría fecha de descanso.

Clasifican los 12 primeros, y aquí haga la variación que quiera: pasan los cuatro mejores segundos (no hay fechas agregadas), o los ocho mejores segundos que juegan entre ellos para definir (dos jornadas más), o los segundos juegan cuatro triangulares para definir todos los de octavos (ya esto parece demasiado, son seis fechas más). Voto cuatro mejores segundos. Serían las mismas 14 fechas entre semanas, pero dos partidos menos por equipo. Y en primera ronda serían 72 partidos, alguito menos.

PRIMERA RONDA CON SIEMBRAS EN SEGUNDA
La verdad suena lógico liberar el calendario para equipos que jueguen Libertadores. Pero es que este sistema es tan aburrido. Que sean 36 equipos hace más difícil la separación, por eso está como ahora: cuatro a segunda ronda y los ocho cuadrangulares.

Tirando números, encontré una opción tan reduccionista como arbitraria (?). Confieso que me costó encontrar una solución “ideal”, porque es precisamente el caso que se presenta. Que si 11 a segunda ronda, y en la primera cinco pentagonales a una sola vuelta (tipo Copa Uefa de mediados de los 2000). El hecho de que el total de equipos no sea potencia de dos me falseó un poco.

Total, encontré una manera, parecida a la anterior. Si quedan los seis mejores equipos de la A en segunda ronda, en primera ronda se jugarían 10 triangulares. Los primeros de cada grupo clasifican y se juegan los octavos sin segundos ni nada. Esto tiene las ventajas de acomodación de calendario, sumado al espacio para los equipos clasificados a Libertadores (y un par de Sudamericana también, si el torneo se juega desde el primer semestre). 14 jornadas, 60 partidos de primera ronda, menos que la anterior todavía. Recordemos que desde octavos hasta la final son 30 partidos, y esto no se modificaría en ninguno

DEFINITIVAMENTE, ELIMINACIÓN DIRECTA
Este tipo de torneos, aunque hayan casos contrarios, parecen hechos para eliminación directa. Por cobertura, estímulo deportivo, económica y audiovisual. Tal vez se debería ir pagando a los clubes de acuerdo a rondas pasadas. Exceptuando tal vez la opción de los 10 triangulares, cualquier otra forma de emparapetar este torneo sería un enredo total de mejores segundos y cosas raras.

Claro, esto fue una especie de catarsis en medio de todo lo que está pasando con Junior, y viéndolo ganar en medio de cierta intrascendencia. Dudo que la Dimayor modifique algo en lo que no $e $ienta afectada (?). Pero bueno, el sentido común no abunda en una institución que pone Junior-Caldas como clásico, contradiciéndose tanto en el sorteo de liga (puso a Junior a sembrar localía con Jaguares, y a Equidad con Tigres), como en copa (Junior comparte grupo regional con Jaguares, y Tigres con Equidad).